Entradas

Mostrando entradas de 2014

LAS HEMORROIDES DE LA TRANSICIÓN. (Estriptís integral de Marisol Galdón)

Imagen
Aclarar antes que nada que este escrito no va sobre la Transición Española, no, va sobre mi propia transición, mucho menos interesante, pero más actual. Lo digo para que nadie se lleve a engaño y espere encontrar aquí revelaciones escandalosas a lo Pilar Urbano. Que yo con el Rey no he tenido ningún follón, ¿eh? Sólo me faltaba eso... Lo mío es más una Losa Rural, que pesa como un demonio, pero, eso sí, está totalmente exenta de afán de lucro. La sisifeo de acá para allá, pero no hay manera de que me la quite de encima. Y como me he visto obligada o me he obligado a mí misma, no lo sé, de todo un poco, a acarrearla con discreción, más o menos, pues estoy agotada y pelín desesperada.    El peso de La ley del silencio cayó sobre mí un buen día en que... Como nunca se me ha dado muy bien calibrar lo que es o deja de ser socialmente correcto y soy toda una patata brava, a pesar de la edad, ¡ay, esos ímpetus!, pues una tarde, en el Twitter, se ve que dejé caer que andaba algo colgada …

SIN BRAGAS Y A LO LOCO

Imagen
Espera, que me subo las bragas antes de escribir. Se me cayeron el otro día viendo la Final de la Copa del Rey y no es plan que me ponga ante el ordenador con el culo al aire. Así es como nos ha dejado el Barça a los culés esta temporada, que somos culés, sí, pero ya la cosa tiene un límite. Nos llueven las hostias por todos lados y, entre gatillazo y gatillazo, frustrados y de bajón, cuando tratamos de templar la moral con un chupito de esperanza, ¡zas, que te pego, leche! Montoro pilla a Messi y sus gestores haciendo cositas con los impuestos, Neymar cantando a voz en grito My cash belongs to daddy, Rosell metido de lleno en el rodaje de La gran evasión, Valdés se pone a tope con su Crónica de una marcha anunciada, (maestro Gabo, DEP), las lesiones amortizando su abono de temporada en el Camp Nou y, encima, por si eso fuera poco, viene la FIFA y nos chulea con amenazas. Oye, mira, que ya está bien, así no se puede, hombre. ¿O es que os creéis que todo ese estrés no se ceba con el …